29 dic. 2013

Reflexión dominical

Estamos llegando al punto donde la víctima se disculpa con el asaltante por no tener un botín mayor para que le sustraiga.

No hay comentarios: