11 sept. 2012

SI SUCEDE, CONVIENE

En las últimas semanas Marcelo Tinelli popularizó una frase que para él es de cabecera: “Si sucede, conviene”. El equipo farmacológico de Digo Cualquiera analizó la misma y llegó a la conclusión de que difícilmente sea aplicable para todos los casos. Por tal motivo, compartimos con el afable lector las distintas adaptaciones que usa la gente de dicha frase.

Político: “si lo hacemos suceder es porque nos va a convenir”.  
Policía: “vemos qué sucede y vamos si nos conviene”.  
Pobre: “si me sucede es porque a alguien le conviene”.  
Hipocondríaco: “si no me sucede me conviene”.  
Religioso: “si conviene pediremos a dios para que suceda”.  
Filósofo: “sucede, luego conviene”.  
Economista: “conviene, esperá que suceda”.  
Esposa: “te conviene que nunca llegue a suceder porque ahí sí me vas a conocer”.  
Prestamista: “te conviene que suceda”.  
Expropiador: “sí, su sede nos conviene”.

4 comentarios:

Heguido dijo...

¡GENIO!

Heguido dijo...

¡GENIO!

Heguido dijo...

¡Estuvo tan bueno que a Blogger se le ocurrió hacer propio mi comentario duplicándolo!

Seba Ozdoba dijo...

Heguido, gracias por sus "genio" lidades.
Abrazo.