13 feb. 2012

Mal repartido

Con esta historia del “para todos” el fútbol se repartió tanto que no quedó nada para los propios jugadores.

No hay comentarios: