5 feb. 2011

MINICUENTO

Era un pobre muy pobre que vivía de la felicidad de los otros. Decía que había amueblado su rancho gracias a que sus vecinos se casaron y tiraron la casa por la ventana.

No hay comentarios: