27 ago. 2009

Había una vez...

Un humorista que era tan predecible que no podía hacer chistes verdes porque se le caían de maduros.

No hay comentarios: